Series

Amor y Monstruos: Así fue el HORRIPILANTE accidente que casi arruina la carrera de Dylan O'Brien (VIDEO)

Los accidentes pasan, pero existen algunos de ellos que podrían acabar con una carrera... o incluso con la vida. Este fue el terrible accidente que sufrió Dylan O'Brien, protagonista de Amor y Monstruos.
domingo, 25 de abril de 2021 · 12:31

A Dylan O'Brien lo recordamos, más allá de Amor y Monstruos, por una de las sagas que ha encantado a chicos y grandes: Maze Runner. Sin embargo, la última película de esta aventura por poco le cuesta la carrera al actor luego de un terrible accidente.

Algunas personas buscan cicatrices en su rostro. Otros le hacen preguntas al joven actor de Hollywood sobre su accidente en 2017 que casi truncó su carrera y podría haber terminado con su vida. ¿Qué fue lo que le ocurrió? Aquí te contamos.

En la carrera de Dylan O'Brien hay un antes y un después de Maze Runner. La tercera y última entrega de esta aventura, "La cura Mortal", se estaba grabando y era hora de que el actor le pusiera especial atención al futuro de su carrera. Sin embargo, no sabía que estaba a punto de vivir uno de los episodios más traumáticos de su vida.

Tres días después de que comenzara a rodarse el largometraje en Vancouver, Columbia Británica, un mal funcionamiento de un arnés mientras estaba haciendo una escena sobre un camión en movimiento tiró a O'Brien hacia el camino de un vehículo que lo seguía. El actor, de 24 años en ese entonces, sufrió una fractura en el rostro, conmoción cerebral y varas laceraciones por el accidente.

La condición de Dylan O'Brien se agravó en las semanas siguientes y, finalmente, la producción tuvo que cerrarse temporalmente. Sin embargo, esto no lo detendría, grabó una película más ese año, American Assassin, y el 6 de marzo de 2017, comenzó a grabar de nuevo en “La Cura Mortal”, esta vez en Ciudad del Cabo y, pronto, en otras partes de Sudáfrica.

El accidente ocurrió filmando la secuencia de apertura, en la que Thomas (O'Brien) y otros resistentes intentan rescatar a los cautivos de la opresiva organización WCKD de un tren a toda velocidad. “Tuvimos que terminar esa escena. Fue increíblemente difícil. Siempre supe que iba a ser parte de eso, siempre supe que no sería divertido para mí y un desafío", recordó el actor cuando estuvo listo para una entrevista en la que se hablara de su accidente.

“Simplemente volver al set, ponerme la ropa, volviendo a la película; era muy inquietante. Pero tuve una gran cantidad de apoyo a través de eso. Incluso mis padres estaban allí cuando lo terminamos, y Wes (director de las películas de Maze Runner) y nuestro coordinador de acrobacias. Definitivamente fue diferente. Realmente no pude controlarlo, e incluso me sorprendió un poco la forma visceral que respondí al volver a todo eso. Pero Wes y todos los miembros del equipo, incluso las personas que no estuvieron allí la primera vez, fueron muy respetuosos de lo increíblemente difícil que fue hacerlo", dijo la ahora estrella de Amor y Monstruos.

Revive la escena de su accidente: