Reality Show

Exatlón México: "¡Ahí te voy, mamita!", Conquistadores celebran su videollamada mientras Nataly llora destrozada

Luego de ganar, el equipo azul logró la ansiada videollamada en Exatlón. Por su parte, Nataly llora por no poder hablar con su familia.
martes, 30 de noviembre de 2021 · 12:17

El programa de ayer de Exatlón México estuvo lleno de emociones y de grandes hazañas de parte de los atletas de ambos equipos, quienes lucharon unos contra otros para conseguir la tan ansiada videollamada. 

Tras un circuito complicado y mucho esfuerzo, fueron los Conquistadores quienes se hicieron acreedores al premio, algo que celebraron por todo lo alto con baile, sonrisas y algarabía.

Mientras tanto, Guardianes no corrieron con la misma suerte y tuvieron que aceptar su derrota, además de verse privados de esa llamada con sus seres queridos. 

Conquistadores celebran su videollamada, mientras Nataly llora desconsolada

Ayer el equipo azul se llevó la tan preciada videollamada, uno de los premios más codiciados por los atletas de Exatlón, ya que a través de ella pueden sver y conversar con sus seres queridos.

Ante este resultado, el equipo rojo tuvo que perderse de este beneficio, algo que pesó mucho a Nataly quien, desconsolada, rompió en llanto ante no poder ver a su familia ni hablar con ella. 

Mientras el equipo azul celebrara con júbilo y algarabía esa videollamada, los rojos reflexionaron y pidieron a Dios que cuidara mucho de sus seres amados.

Sin embargo, para Nataly fue una situación por demás complicada, algo que no pudo ocultar, rompiendo en llanto. Ante esto, Zudikey dijo que una derrota siempre los hace más fuertes, por lo que invitó a sus compañeros a seguir adelante y motivados.

Por su parte Conquistadores no repararon en celebraciones por haber obtenido dicho beneficio. Tal fue la emoción que Koke no se contuvo en gritar "Ahí te voy, mamita", mientras que el resto de sus compañeros no pudo ocultar su entusiasmo y felicidad por el logró conseguido. 

Además, para mostrar lo contentos que estaban, bailaron y cantaron, saltaron de gusto y cada uno de los atletas azules de Exatlón mostraron enormes sonrisas que daban cuenta de lo felices que estaban. 

Los rojos, por otro lado, solo se limitaron a rezar a Dios por sus familias y amigos.

 

Otras Noticias