in

Así fue como un piloto surcó los cielos de Washington con el dibujo de un pene

Imagen: @adamrg/Twitter.

Hace un par de años, dos pilotos de la Estación Naval Aérea de Whidbey Island, tuvieron una idea, que concretaron a la perfección: dibujar la enorme silueta de un pene en el cielo del condado de Okanogan en Washington, Estados Unidos.

En ese momento, este adorno fálico, que posiblemente no podríamos catalogar como una obra de arte, más que como un simple juego de niños, a la Marina estadounidense no le gustó. Le pareció algo de pésimo gusto, “inaceptable”. Pero de ese glorioso momento no se sabía más. Hasta ahora, que el Navy Times logró obtener una copia de la investigación sobre esta pieza fálica.

Simplemente ocurrió que ese día, los oficiales subalternos de los Zappers del Electronic Attack Squadron 130, que al parecer habían amanecido más imaginativos -o no- de lo normal, notaron que su avión había comenzado a esparcir una estela de humo blanco que “era particularmente robusta”. Entonces comenzó una charla que ambos pilotos mantuvieron durante el vuelo: Al parece, “el (compañero de cabina del piloto) sacó el tema primero”, dice la investigación, quien se encargó de convencer a su acompañante.

Imagen: Navy Times.

Así lo contó en una declaración:

“Mi reacción inicial fue: no, está mal”, escribió. Pero por alguna razón aún desconocida para mí, finalmente decidí hacerlo”. En serio,insistió, “deberías intentar dibujar un pene”.

Prosiguió la planeación:

“Estoy seguro de que podría dibujar uno, sería fácil”, se jactó el piloto. “Básicamente, podría hacer un ocho y dar la vuelta y volver. Voy a bajar, tomar un poco de velocidad y, con suerte, salir de la estela para que no estén conectadas entre sí”.

E imaginaron cuál podría ser la reacción de la gente ante esta broma:

“Tío, eso es muy divertido”, dijo el piloto. “Un avión de pasajeros que regresa a Seattle y ve un pene gigante. Casi podríamos dibujar una vena en medio de también”.

La conversación fue hilarante, aunque después de concluir el pene, se preocuparon del tiempo que tardaría en desvanecerse. Intentaron tacharlo con más estelas. Al final fueron arrestados. Pero además, el informe detalla que una madre de Okanogan acudió a la televisora KREM 2 para quejarse del dibujo por tener que explicar a sus hijos pequeños qué eran esos dibujos.